Test: ¿Cuántos puntos negros vez? Tus ojos pueden mentir

En internet podemos encontrar una gran cantidad de test con los cuales podemos saber un poco acerca de nuestra personalidad, entre muchas cosas más.

Pero en esta ocasión te vamos a compartir un test el cual te va a sorprender demasiado, ya que la idea es que puedas ver los puntos negros, pero esto te volverá muy loco.

¡Ve con mucha atención!

¿Cuántos puntos negros ves?

Los puntos negros en una cuadrícula muy ligera tienden a desaparecer, y nuestros ojos las muestran en grupos, lo que nos da la sensación de movimiento. La increíble ilusión óptica es obra de dos científicos de la École Normale Supérieure de París y de la Universidad de Oregon (Estados Unidos).

Sí, nuestros ojos “mienten” para compensar la incapacidad de procesar información de manera simultánea: en la imagen hay doce puntos negros en algunas posiciones, pero nuestro cerebro no puede ver simultáneamente, lo que nos da la ilusión de una imagen en movimiento, como si fueran fotogramas diferentes de una película que está en marcha.

El dibujo se publicó por primera vez en el año 2000, luego fue retomado varias veces por matemáticos, psicólogos y entusiastas simples, y se lo conoce como “La ilusión de Ninio“, en base al nombre de su autor principal.

¿Dinos que viste primero al mirar la imagen? Clic y te dirá tu edad mental. La mía es 42 años

“Cuando los puntos negros (o blancos en esta imagen) en una cuadrícula brillante son pequeños y están coloreados en negro, tienden a desaparecer – dice el artículo original – Solo ves unos pocos a la vez, en grupos que se mueven irregularmente en la página. Donde la percepción “desaparece”, las mallas en las intersecciones grises parecen “continuas”, creando otras intersecciones y otros puntos negros en la realidad pero que no existen” .

Pero ¿por qué sucede esto? Desafortunadamente (o afortunadamente) somos muy limitados y nuestros ojos también lo son. La causa es, de hecho, nuestra visión periférica: si fijamos un punto específico, nuestros ojos ven mal los bordes y el cerebro intenta compensar de alguna manera, extrapolando lo que puede de la información visual a su disposición, en cierto sentido, “inventan” o “rellenan“, como si todo fuera “un gráfico continuo”, tal como una película, en busca de la continuación, nuestros ojos caminan sobre la imagen.

¿Qué te pareció esta imagen? ¡Comparte esta publicación!