Si Te Gustaría Tener Un Bonsái, Esta Es Tu Oportunidad Te Enseñamos Como Hacer Crecer Uno Paso A Paso

Para las culturas orientales, los Bonsái representan un puente entre lo divino y lo humano, son objetos místicos.

Los Bonsái tienen sus orígenes en Japón y China, es todo un arte cultivar y cuidar uno. Se trata de árboles manipulados en su crecimiento, para generar una miniatura. Esto se puede dar de forma natural o manipularlo con nuestras propias manos a través de técnicas ancestrales.

Existen dos tipos de técnicas para cultivar un Bonsái, la primera es en base a una planta ya crecida y la segunda es crecerlo desde la semilla. Nosotros vamos a mostrarte la forma más sencilla, que es la que parte de una planta, es mucho más rápido.

Pasos importantes para sembrar un Bonsái

poda-do-bonsai

1.- Elige el tipo de árbol que quieres.

ficus_bonsai_1

Este punto es importantísimo, no cualquier árbol puede ser utilizado. Tienes que identificar el tipo de clima que hay en tu ciudad. Los más populares son el ficus, el enebro y el arce, pero hay una infinidad de plantas con las que se puede trabajar, todo dependerá de como desarrolles tus técnicas de cultivo. Se recomienda elegir plantas de crecimiento rápido y que tengan muchas ramas, que presten para podar de forma regular.

2.- Elige bien el tiesto (recipiente).

65186

Existen varias clases de recipiente, debe ser ancho y de poca profundidad. Al fondo debe tener boquetes para el drenaje y soportes para tu Bonsái.

3.- Coloca rejillas en los boquetes del tiesto.

Coloca una malla o rejilla sobre los boquetes del tiesto, esto se hace para evitar que la tierra se salga. Debes anclarla bien para que no se salga.

4.- La tierra.

Hay dos cosas importantes para mantener un Bonsái en plenas condiciones: no pasarse de agua y elegir la tierra correcta. La consistencia de la tierra debe ser suelta y granulada, para mantener bien el drenaje del agua. No te preocupes, en varias tiendas es posible comprar el sustrato (tierra) para Bonsái. Así estarás seguro que funcionará. Por otro lado, el abono a utilizar debe ser moderado y también hay que renovarlo constantemente.

Elimina La Retención De Líquido Con Esta Combinación Poderosa

5.- Desnuda las raíces de la planta.

Muchas veces las raíces de las plantas vienen cubiertas de tierra para jardín, recuerda que la tierra de Bonsái es distinta, así que hay que limpiarla cuidadosamente y dejar las raíces muy limpias. En ciertos casos deberás hacer algunos cortes a las raíces para acomodarla bien en el tiesto.

6.- Coloca la planta dentro del tiesto y agrega tierra.

El punto importante es acomodar la planta en el tiesto, debes colocar la planta en el centro, y rellenar de tierra el árbol, todo debe quedar bien relleno y de forma uniforme, sin compactar mucho la tierra y evita dejar huecos. Puedes ayudarte punzando la tierra delicadamente para esparcirla.

7.- Poda.

Este paso es importante, aquí es donde vas a dar forma a tu Bonsái. Utiliza una tijera para quitar excesos de ramas y formarla como si se tratara de un árbol adulto.

8.- Hidrata.

Coloca tu Bonsái con todo y maceta dentro de un envase con agua, como si fuera un baño maría. Deja que el agua llegue a más de la mitad del tiesto. Debe entrar agua por los boquetes de drenaje. Se logra remojando unos 15 o 20 minutos nada más. Después de este proceso está listo para colocarlo afuera, donde reciba luz solar, aire y sereno.

Mira las instrucciones en video

Es importante mencionar que los Bonsái se conservan mejor en exteriores, si lo dejas al interior de tu casa, no recibirá mucha luz solar o sereno, que son dos cosas que logran mantenerlos lúcidos, así que lo mejor será colocarlos cerca de ventanales o patios.