Se abstuvo de tener sexo durante 110 días y el resultado la dejó en shock. No fue lo que esperaba

Los seres humanos solemos tener sexo con las personas que nos gustan, se puede tener sexo casual o sexo con tu pareja, esto depende cada persona.

Anuncio

Pero hoy les contaremos la historia de una blogger inglesa, la cual se dio a la tarea de realizar un experimento un poco diferente, nada menos que dejar de tener sexo en 110 días, es decir casi cuatro meses.

Si quieres saber cual fue el resultado de este experimento, te invitamos a que sigas leyendo el artículo, te sorprenderá saberlo.

Anuncio

Blogger experimenta 110 días sin sexo y este es el resultado

Blogger experimenta 110 días sin sexo y este es el resultado

La bloguera inglesa fundadora de Sex & London City, Nixalina Watson, decidió aventurarse a experimentar nuevas reglas de vida y se sometió durante un largo tiempo a la castidad. Se abstuvo de tener relaciones sexuales durante un poco más de tres meses y el resultado fue muy distinto a lo que pensó. 110 días se prohibió intimar.

La escritora comenzó el desafío con el fin de probar qué tanto importa el sexo en las relaciones y también con el fin de encontrar a un chico que valiera la pena, más allá de lo físico. Al principio se sintió confiada y pensó que definitivamente lograría un resultado positivo, pero ocurrió algo muy diferente.

“En un esfuerzo para dejar mis citas y enfocarme en una conexión más profunda, hice un voto de castidad ¡Sí, me prohibí el sexo! Decidí que si eliminaba cualquier acto sexual entonces dejaría de toparme con ‘jugadores’ o chicos malos y empezaría a encontrar hombres que buscaran más que el interior de mi falda ¿Un plan infalible para hallar el verdadero amor? Ciertamente, eso fue lo que pensé”.

Dueña de cafetería contrata a un vagabundo. Dos semanas después encuentra esto en la cocina!

Tras varios días de abstinencia, se percató de que el desafío en realidad estaba afectando varios aspectos de su vida y desequilibrando su sexualidad.

“Tuvo un efecto opuesto. Además aumentó mi libido de forma exagerada. Me vi mirando hombres como si fueran pedazos de carne”.

Finalmente, el día 110 Watson aceptó dormir con un chico después de una cita y aseguró que fue la mejor decisión.

“Me sentí libre de nuevo. Ya no tuve que preocuparme por ignorar los acercamientos o tener que contestar millones de preguntas sobre mi abstinencia. Pero lo más importante, descubrí que disfruto el sexo sin la necesidad de encarcelar a un hombre”.

La bloguera inició este proyecto pensando que sin intimar podría encontrar a un hombre que la quisiera por lo que es más allá de lo físico y que realmente no estuviera esperando quitarle la ropa a cada rato, sin embargo, se dio cuenta de que el sexo es natural y frenarlo es un error.

Anuncio

¿Te atreverías a hacer este experimento?

Commentarios

NO COMMENTS